Memoria colectiva y periodismo

Publicada en Publicada en Desarrollo comunitario
Por: Manuel Bazán @bazancruzz Publicado en Mexican Times

La difusión de informaciones a través de los medios de comunicación tradicionales o de las nuevas tecnologías de la información y comunicación, facilita su consulta por parte de cualquier persona y se convierte en un elemento clave de la memoria colectiva.

 ¿Qué es memoria colectiva?

Parafraseando a Maurice Halbwachs, es una memoria de los grupos y está conformada por cuatro aspectos: 1) tiene un contenido social; 2) se apoya en los marcos sociales de referencia, tales como ritos, ceremonias o eventos sociales; 3) la gente recuerda las memorias compartidas y recordadas conjuntamente, y 4) porque se basa en el lenguaje y en la comunicación lingüística externa e interna con otros seres significativos.

Para conservar esa memoria, sirve cualquier soporte material que permita recordar, conocer, entender y analizar el pasado. Por lo tanto, lo tangible cobra importancia para la memoria colectiva, se constituye en un aliado de nuestra capacidad cognitiva.

Foto: Manuel Bazan
Foto: Manuel Bazan

El rol del periodismo 

Los periodistas generan informaciones y capturan imágenes que constituyen evidencias sociales de los hechos, que los inmortalizan y que trascienden en la memoria de todos.

Su trabajo constituye una pieza fundamental para que algunos recuerden lo que vivieron y para que otros aprendan de esas experiencias. Gracias a ello, en el ámbito internacional podemos recurrir al legado de Horacio Villalobos sobre el golpe de Estado en Chile para derrocar a Salvador Allende; Lucian Perkins y el conflicto en Kosovo; Paolo Pellegrin y los problemas entre Israel y Palestina; Jerome Sessini y la violencia generada por el narcotráfico en México, entre otros.

En nuestro país, los periodistas también han dejado huella; por ejemplo, Rodrigo Moya y la documentación del movimiento estudiantil de 1968; Pablo Jato y su labor en el terremoto de 1985; Antonio Turok y el levantamiento del Ejército Zapatista de Liberación Nacional en 1994; y el de Pedro Valtierra sobre la masacre de Acteal de 1998. Su compromiso con la comunidad y con su profesión, deja una marca profunda para la memoria compartida y vigoriza la crítica a lo acontecido a través de la opinión.

 El riesgo del periodismo y de la memoria colectiva

La memoria colectiva puede tender a su extinción, una de las causas que la originan, proviene del daño irreparable a los periodistas. A ese respecto, la clasificación mundial de la libertad de prensa 2017 nos ubica en el lugar 147 de 180 países, debido a que “cuando cubren temas relacionados con la corrupción de las autoridades o con el crimen organizado, los periodistas padecen intimidaciones, amenazas, pueden ser asesinados a sangre fría.”[1] Reporteros sin Fronteras señala que en lo que va de esta anualidad, en México han muerto más periodistas que en otras latitudes, lo que se corrobora con el acaecimiento de Cecilio Pineda Birto, Miroslava Breach Velducea, Maximino Rodríguez Palacios yJavier Valdez Cárdenas.

Foto: redaccionrosario.com
Foto: redaccionrosario.com

Atentar contra la vida de los profesionales de la información, es atentar contra la libertad de expresión y de información, es dañar y poner en riesgo la memoria colectiva. Por lo tanto, se afecta cualquier posibilidad de documentar los hechos que están ocurriendo y que repercuten en el entorno social.

En suma…

Los periodistas realizan un trabajo humano capaz de informar en tiempo real y transportar los hechos del pasado a las nuevas generaciones. De ahí lo sustancial de los documentos que producen para fomentar la memoria común, la memoria de todos, esa que coincidimos, que podemos criticar, analizar, entender, pero sobre todo, aprender de ella.

Manuel Bazan es colaborador de Integridad Ciudadana AC, especialista en Derecho de la Información (mención honorifica UNAM), con Maestría en Transparencia y Protección de Datos Personales (mención especial UDG). Cursando la Especialización y el Curso Internacional en Políticas Públicas para la Igualdad en América Latina, en el Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales (CLACSO).Twitter @bazancruzz

Facebook Manuel Bazancruz

Referencias.

Manero, R. y Soto, MA. (enero-junio, 2005). Memoria colectiva y procesos sociales. Enseñanza e Investigación en Psicología, vol. 10, núm. 1, México: Consejo Nacional para la Enseñanza en Investigación en Psicología A.C. Recuperado de: http://www.redalyc.org/articulo.oa?id=29210112

[1] Reporteros sin fronteras, recuperado de: https://rsf.org/es/mexico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *