Desarrollo comunitario

Un violador en tu camino


Por: Vladimir Juárez @VJ1204 Publicado en ContraRéplica


A l@s convalecientes: su regreso no solo inspira, ilumina el sendero.

 
“Nuestro país no es la única cosa a la que debemos nuestra lealtad. También se le debe a la justicia y a la humanidad” Jame Bryce
Hace justamente un año, nos horrorizamos con los casos de Ingrid y Fátima. Para quienes las han olvidado, ambos feminicidios representan la tragedia más grande de miles de historias de mujeres que suceden en nuestro país sin la más mínima posibilidad de acceso a la justicia por negación de nuestro sistema.
Pero febrero de 2020 también marcó un antes y un después en la narrativa de la violencia contra la mujer en el país por varias razones: en principio, porque en este periodo se dio un movimiento social capaz de cuestionar y exhibir en la agenda nacional e internacional el fracaso de un sistema de seguridad y justicia que históricamente le ha fallado directamente al 51.2 por ciento de la población total que habita en México, poco más de 64.5 millones de mujeres.
Contrario a lo que se desea en la agenda pública, de aquel año a este, la brutalidad y el horror con la cual se asesinan diariamente a once mujeres por su condición de mujer no ha cambiado en nada en México; visiblemente, existe un alza en este tipo de delitos, donde la agenda se ha ocupado de los temas de coyuntura más que los de estructura por la urgencia de la “transformación”.
Lo verdaderamente deplorable del año pasado a este es que, ante la urgencia de atender a los feminicidios y la violencia contra la mujer, el discurso de la polarización inducida y la lucha por el poder se han negado a pasar de la vulgaridad del oportunismo y la negada realidad de los “otros datos”, a promover políticos de elección popular que han sido acusados por cinco mujeres de violación.
Y, sin embargo, ante la negada necedad y a tres semanas del día internacional de la mujer, es oportuno decirlo; ese candidato ¡se va a caer!
Y se va a caer porque la popularidad no puede estar por encima de los derechos fundamentales; porque el sentido de nación no puede fundarse en la necesidad de acumular regiones de poder; porque una violación no puede prescribir por la negación reiterada de justicia a las víctimas durante años; porque un candidato no puede estar por encima de la dignidad y los derechos humanos; porque un compromiso político no puede estar por arriba de un país; porque a la patria no se le miente, porque a la patria no se le cercena, porque a la patria no se le viola. Porque nunca más puede haber un agresor sexual como candidato a un puesto de elección popular.
Se debe decir fuerte y contundente, con indignación. Félix Salgado Macedonio no representa a México ni a Guerrero. Por lo que el feminismo, la sociedad civil y la ciudadanía deben #RomperElPacto de impunidad y reivindicar la lucha política de la mujer en el país, pero también de la sociedad civil organizada; esa que ha sido vilmente usada, menospreciada y desprestigiada con tanta insistencia en el actual periodo de gobierno. Y eso debe suceder por justicia y humanidad. Porque hoy debemos dar un ejemplo claro de lo que hay que hacer cuando se nos postre un violador en el camino.
¿Y la humanidad…?
¿Y qué significa humanidad? – volvió a preguntar el curioso Aprendiz. – Es una especie extinta – respondió El Ser de Luz. – A caso… ¿Fueron castigados? – agregó con mayor curiosidad El Aprendiz. – No, en realidad, lograron lo que ningún animal o bestia logró en millones de años: evolucionó hábitat, conciencia, inteligencia, espiritualidad, desarrollo, tecnología – aclaró El Ser de Luz. – Y si era tan extraordinaria ¿por qué desapareció? – consultó nuevamente El Aprendiz. – Porque a pesar de, fueron incapaces de desterrar del planeta el hambre, la sed, la desigualdad, el fanatismo, los conflictos, y llegada la vacuna… se negaron a alcanzar la sabiduría. – Sentenció El Ser de Luz –.
El dato mundial de hoy
A casi un año de iniciada la pandemia en el planeta, al día de hoy, 130 países no han aplicado una sola dosis de vacuna para atender el #Covid19. Al tiempo.